Tag Archives: hidrogeno

Escorpio en rojo y azul

27 May
Las nubes de polvo cósmicas atenúan la luz de las estrellas del fondo. Pero también reflejan la luz de las estrellas de alrededor. Las estrellas más brillantes tienden a irradiar más intensamente en la parte azul  del espectro visible y el polvo interestelar esparce más luz azul que roja, de ahí que el reflejo de la nebulosa tienda a ser azul. Este fenómeno se puede ver con claridad en esta imagen de la constelación de Escorpio; en la nebulosa tenue y azul cerca de las estrellas calientes Pi y Delta Scorpii (arriba izquierda y abajo derecha) . En contraste, la emisión rojiza de la nebulosa es causada por la radiación energética de las estrellas calientes. Como pudimos ver en la imagen de la Nebulosa del Anillolos fotones ultravioletas ionizan los átomos de hidrógeno produciendo este característico color rojo.

M57: Nebulosa del Anillo

25 Abr

 

Después de los anillos de Saturno, que tan en boga están últimamente, la Nebulosa del Anillo (M57) es, probablemente, el aro celestial más famoso. Brillando en la constelación de Lyra, se entiende que su aspecto es debido a la perspectiva (desde la Tierra observamos el centro de una nube rugosa de brillante gas en forma de cañón). Pero vemos que estas  estructuras circulares se expanden muy lejos de las regiones centrales de la nebulosa, en este fascinante montaje de imágenes tomadas desde el Telescopio Espacial Hubble y otros situados en tierra e imágenes de archivo del telescopio Subaru. Naturalmente, en este bien estudiado ejemplo de nebulosa planetaria, el material incandescente no proviene de planetas. En su lugar, el velo gaseoso representa las capas exteriores de una estrella situada en el centro del anillo- que una vez fue semejante a nuestro Sol- expulsadas tras la muerte de esta. La intensa luz ultravioleta de la ardiente estrella central ioniza los átomos en el gas. Los átomos de oxígeno ionizados producen ese característico brillo verdoso, mientras que los de hidrógeno crean la emisión roja. El anillo central de la nebulosa tiene alrededor de un año luz de diámetro y se encuentra a 2.ooo años luz de la Tierra.